El Engaño Del Evolucionismo

DESCARGUE EL LIBRO

Download (DOC)
Download (PDF)
Comprar El Libro
Comentarios

CAPÍTULOS DEL LIBRO

< <
6 / total: 22

La Fábula De La Transición Del Agua A La Tierra

Los evolucionistas asumen que los invertebrados marinos que aparecen en el estrato Cámbrico evolucionaron de alguna manera para transformarse en peces a lo largo de millones de años. Sin embargo, como los invertebrados cámbricos no cuentan con ningún ancestro, no hay ningún eslabón transitorio que indique que ocurrió una evolución entre éstos y los peces. Se debería advertir que los invertebrados y los peces tienen enormes diferencias estructurales. Los invertebrados tienen los tejidos duros al exterior del cuerpo, mientras que los peces son vertebrados que tienen los suyos al interior. Una "evolución" tan enorme habría abarcado miles de millones de mudanzas para completarse y debería haber miles de millones de formas transitorias exponiéndolas.

Los evolucionistas han estado excavando los estratos fósiles por cerca de 140 años en la búsqueda de esas formas hipotéticas. Encontraron millones de invertebrados fósiles y millones de peces fósiles. No obstante, nadie ha encontrado, aunque más no sea, un fósil a medio camino entre el invertebrado y el pez.

Un fósil de Celacanto de 410 millones de años de antigüedad. Los evolucionistas pretenden que se trataba de una forma transitoria que representaba la transición del agua a la tierra.

.CelacantoEspecimenes vivos de este pez han sido capturados numerosas veces desde 1938, lo cual da buen ejemplo del alcance de las especulaciones en las que se enzarzan los evolucionistas.

Celacanto fossil Celacanto


De acuerdo con el escenario hipotético "del mar a la tierra", algunos peces sienten la necesidad de hacer ese tránsito debido a problemas de alimentación. Por supuesto, esto se hace insostenible a través de las evidencias. Ese supuesto es "sostenido" por inferencias especulativas sin fundamentos, como las de los celecantos.

Un paleontólogo evolucionista, Gerald T. Todd, admite este hecho en un artículo titulado. "La Evolución del Pulmón y el Origen de los Peces Oseos":

"Las tres subdivisiones de los peces óseos aparecen por primera vez en los registros fósiles más o menos al mismo tiempo. Ya se presentan morfológicamente muy diferenciados y están bien acorazados. ¿Cómo se originaron? ¿Cómo pasaron a tener una coraza resistente? Y, ¿por qué no hay rastros de formas primarias, intermedias?"30

El escenario evolutivo va un paso más allá y se argumenta que los peces, quienes evolucionaron a partir de los invertebrados, se transformaron luego en anfibios (Los anfibios pueden vivir en la tierra y en el agua, como las ranas). Esto es confirmado por una conocida autoridad evolucionista, Robert L. Carroll, autor de Vertebrate Paleontology and Evolution (Paleontología y Evolución del Vertebrado), aunque lo hace a disgusto: "No contamos con ningún fósil intermedio entre el pez rhipidistian (su "ancestro favorito de los tetrápodos) y los primeros anfibios."31 Dos paleontólogos evolucionistas, Colbert y Morales, comentan sobre las tres clases fundamentales de anfibios (ranas, salamandras y cecilias):

"No hay ninguna evidencia de algún anfibio del Paleozoico que combine las características que serían de esperar en un solo ancestro común. Las salamandras, las cecilias y las ranas conocidas más antiguas , son muy similares a sus descendientes vivos."32

¿Por qué es imposible la transición del agua a la tierra?

Los evolucionistas sostienen que un día, una especie que habitaba el agua, de algún modo se dirigió a la tierra y se transformó en una especie terrestre.

Hay una serie de hechos obvios que hacen imposible tal transición:

1) Transporte de una carga:

Las criaturas que habitan el mar no tienen ningún problema en acarrear el peso de su cuerpo. Sin embargo, la mayoría de las criaturas terrestres consumen el 40% de su energía precisamente en el traslado de sus cuerpos. Las criaturas que hacen la transición del agua a la tierra tendrían que desarrollar nuevos sistemas musculares y esqueléticos(!) para satisfacer la energía requerida de modo simultáneo. Y es imposible que esos sistemas se hayan formado por mutaciones fortuitas.

2) Retención del calor:

En tierra la temperatura puede cambiar rápidamente y fluctúa en una escala amplia. La criatura terrestre tiene un mecanismo corporal que puede contrarrestar o resistir los grandes cambios térmicos. Un organismo vivo que tiene un sistema corporal regulado en consonancia con una temperatura constante del mar, necesitaría adquirir un sistema de protección que asegure un mínimo de daños provenientes de los cambios de temperatura sobre la tierra. Es ridículo suponer que el pez adquiere ese sistema por medio de mutaciones fortuitas apenas trepa a la tierra.

3) El uso del agua:

Esencial para el metabolismo, el agua, incluso la humedad, necesita ser usada con restricción (por las criaturas terrestres) debido a la escasez de fuentes acuíferas sobre la tierra. Por ejemplo, la piel tiene que ser diseñada para que pierda cierta cantidad de agua y también prevenga la evaporación excesiva. Por lo tanto, las criaturas terrestres poseerán el sentido de sed, algo que las acuáticas no lo tienen. Además, la piel de los animales marinos no es apropiada para un medio no acuático.

4) Riñones:

Los organismos marinos pueden evacuar fácilmente los materiales de desecho, especialmente el amoníaco, por medio de la filtración, dado que el medio en el que viven es el agua. En cambio en tierra el agua debe economizarse. Por eso los seres terrestres tienen un sistema renal. Gracias a los riñones el amoníaco es acumulado para ser convertido en urea y durante su excreción se usa un mínimo de agua. Por lo tanto se necesitan nuevos sistemas que provean al funcionamiento de los riñones. En resumen, para que haya ocurrido el pasaje del agua a la tierra, los organismos vivos sin riñones habrían tenido que desarrollar un sistema renal de improviso.

5) El sistema respiratorio:

El pez "respira" tomando el oxígeno disuelto en el agua, al pasar ésta a través de las branquias. Fuera del agua no puede vivir más que unos minutos. Para vivir sobre la tierra tiene que adquirir un sistema pulmonar perfecto de manera instantánea.

Ciertamente, es totalmente imposible que todos estos cambios fisiológicos dramáticos pudiesen haber ocurrido en el mismo organismo, al mismo tiempo y por casualidad.

Hasta hace unos 50 años, los evolucionistas pensaban que existía una criatura así. Ese pez, llamado celecanto, al que se estimó una edad de 410 millones de años, fue presentado como una forma transitoria con un pulmón primitivo, un cerebro desarrollado, un sistema digestivo y circulatorio dispuesto para funcionar sobre la tierra, e incluso un mecanismo primitivo para caminar. Estas interpretaciones anatómicas fueron aceptadas como verdades indiscutibles en los círculos científicos hasta fines del decenio de 1930. El celecanto fue presentado como una forma transitoria genuina que probaba la transición evolutiva del agua a la tierra.

Un ejemplo que invalida la evolución. Las tortugas

tortugas

La teoría de la evolución no puede explicar los grupos vivientes fundamentales, como los peces y los reptiles, ni puede explicar el origen de las especies dentro de esos grupos.

Por ejemplo, las tortugas, que son una especie de reptil, aparecen de improviso en los registros fósiles con su caparazón singular. Citamos de una fuente evolucionista: "…para mediados del Período Triásico (hace unos 175 millones de años) el número de tortugas ya era grande y tenían las características básicas que las distingue. Falta casi totalmente el vínculo entre las tortugas y los cotilosauros, de los cuales probablemente emergieron las primeras" (Enciclopedia Británica, 1971, vol. 22, p. 418)

No hay ninguna diferencia entre los fósiles de las tortugas antiguas y los miembros vivos de las especies de hoy día. Para decirlo de manera simple, las tortugas no han evolucionado. Han sido siempre tortugas dado que fueron creadas de esa manera.

Sin embargo, el 22/12/1938 se hizo un descubrimiento muy interesante en el Océano Indico: ¡fue atrapado vivo un miembro de la familia de los celecantos, a la que hasta entonces se presentaba como una forma transitoria extinta hace 70 millones de años! El descubrimiento de un prototipo "viviente" de celecanto provocó a los evolucionistas una severa conmoción. El paleontólogo evolucionista J. L. B. Smith dijo que no se hubiese sorprendido más si se encontraba con un dinosaurio vivo.33 En los años siguientes se atraparon doscientos celecantos en distintas partes del mundo.

Esas criaturas vivas revelaron lo lejos que podían llegar los evolucionistas en la formación de sus escenarios imaginarios. Contrariamente a lo que se sostenía, los celecantos no tenían pulmones primitivos ni cerebro grande. El órgano que los investigadores evolucionistas propusieron como pulmón primitivo no pasó a ser otra cosa más que una bolsa lípida.34 Por otra parte, el celecanto, presentado como "un candidato a reptil preparado para pasar del mar a la tierra", era en realidad un pez que vivía en las profundidades de los océanos y nunca se aproximó a menos de 180 metros de la superficie.35

 

NOTAS

30 Gerald T. Todd, "Evolution of the Lung and the Origin of Bony Fishes: A Casual Relationship", American Zoologist, Vol 26, No. 4, 1980, p. 757.

31 R. L. Carroll, Vertebrate Paleontology and Evolution, New York: W. H. Freeman and Co. 1988, p. 4.

32 Edwin H. Colbert, M. Morales, Evolution of the Vertebrates, New York: John Wiley and Sons, 1991, p. 99.

33 Jean-Jacques Hublin, The Hamlyn Encyclopædia of Prehistoric Animals, New York: The Hamlyn Publishing Group Ltd., 1984, p. 120.

34 Jacques Millot, "The Coelacanth", Scientific American, Vol 193, December 1955, p. 39.

35 Bilim ve Teknik Magazine, November 1998, No: 372, p. 21.

6 / total 22
You can read Harun Yahya's book El Engaño Del Evolucionismo online, share it on social networks such as Facebook and Twitter, download it to your computer, use it in your homework and theses, and publish, copy or reproduce it on your own web sites or blogs without paying any copyright fee, so long as you acknowledge this site as the reference.
Acerca de este sitio | Hacer página de inicio | Añade a favoritos | RSS Feed
Todos los trabajos pueden ser copiados, impresos y distribuidos mencionando este sitio.
(c) All publication rights of the personal photos of Mr. Adnan Oktar that are present in our website and in all other Harun Yahya works belong to Global Publication Ltd. Co. They cannot be used or published without prior consent even if used partially.
© 1994 Harun Yahya. www.harunyahya.es
page_top